La respiración la madre de todas las medicinas

Me estás leyendo.

Y te estás dando cuenta que estás respirando.

Coge aire. Inhala al completo.

Échalo. Exhala.

Ahora realiza tres respiraciones lentas y profundas y relájate. Tómate tú tiempo. Es tú momento.

¡¡¡Feliz fin de semana!!!

Quieres saber más sobre la respiración… pincha aquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: